Buscar en este blog

martes, 29 de septiembre de 2015

Operación U.N.C.L.E. [Crítica]

Pocas veces encontramos una película que sepa combinar tan bien estos dos géneros. La comedia y la acción tienden a exagerarse en este tipo de películas, superando siempre una de ellas a la otra. Operación U.N.C.L.E. es sin embargo una muy buena película que muestra los conflictos entre diferentes países con un toque de humor sencillo y sutil, así como una acción desbordante pero con sentido. La rivalidad que surge de los Estados unidos y Rusia es algo más que evidente, pero esta vez el enfoque es divertido, mostrándonos a dos agentes totalmente contrarios que podrán llegar a formar uno de los mejores equipos dejando de lado sus diferencias. 

Operación U.N.C.L.E. es el ejemplo de película capaz de combinar la comedia y la acción sin que uno sobrepase a la otra y mostrando un muy buen enfoque de la historia, escalonada y con un ritmo lento y pausado, pero no aburrido. La información es algo esencial, y a diferencia de otras, no es ofrecida al público con calzador, si no que cada vez que podemos encontrar una posible duda en el desarrollo de la historia, no tardamos en encontrar la respuesta a esa pregunta. A diferencia de otras películas cuenta con un humor serio, es decir, no es el humor sencillo, si no desarrollado en su complejidad.

Guy Ritchie ha sabido darle un enfoque más que bueno a esta película, donde los engaños y las manipulaciones son el pilar central. Henry Cavill representa a Napoleon Solo, un agente estadounidense que deberá unirse a Illya Kuryakin, interpretado por Armie Hammer. En plena guerra fría, estos dos agentes, uno de la CIA y el otro del KGB, unirán sus fuerzas para tratar de evitar que una organización criminal desconocida desestabilice toda la armamentística nuclear. La única pista que tienen estos hombres es la de una mujer, hija de un alemán, la única llave que les permitirá infiltrarse en esa unidad para poner fin a toda la catástrofe que quieren llevar a cabo.

Dentro del reparto encontramos las figuras de los ya mencionados Henry Cavill y Armie Hammer. El primero de ellos, un agente de la CIA representa la parte recta del grupo, el cuerdo y el que siempre quiere hacer la cosas con el mayor cuidado y sigilo posible. El segundo representa un agente del KGB, por lo que representa la parte física, es decir, es un personaje fácil de irritar y que siempre usará la fuerza bruta como medio para resolver sus problemas, algo que se deba a su pasado. Alicia Vikander representa a Gaby Teller, la hija del científico alemán, clave para entrar en la organización enemiga. Esta mujer representa el conflicto entre ambos hombres, pero muestra una mujer que no se deja dominar y que busca sus propios intereses. Elizabeth Debicki da vida a Victoria Vinciguerra, la principal enemiga de esta película, y la responsable al mando de la organización criminal que quiere desestabilizar las unidades militares.

Operación U.N.C.L.E. es la combinación perfecta, que nos ofrece no solo una película de agentes secretos, si no una etapa de la historia, una rivalidad que realmente existió hace mucho tiempo, y como esta se puede dejar de lado si el objetivo es común para ambas partes. Entretenida, divertida y con un ritmo pausado que no te dejara tiempo de pensar, pero tampoco te dará tiempo a aburrirte. Muy buena esta nueva forma de innovar que nos ha mostrado Guy Ritchie, además de ser una película preparada para una futuras entregas.

0 comentarios:

Publicar un comentario

 
Design by Free WordPress Themes | Bloggerized by Lasantha - Premium Blogger Themes | Best WordPress Web Hosting